El 14 por ciento de los derechohabientes del Instituto son mayores de 60 años.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores (Inapam) firmaron un Convenio para fortalecer la atención de los derechohabientes de más de 60 años por medio del Plan gerontológico, que implica tres ejes de acción: envejecimiento saludable, activo y en el hogar.
 
Durante el acto, celebrado en el Auditorio Reforma del Instituto, el director general del Seguro Social, maestro Juan Francisco Molinar Horcasitas refirió que el 14 por ciento de los derechohabientes de los cerca de 50 millones que atiende el IMSS son adultos mayores, por ello esta población es una prioridad para el Instituto.
 
Gracias a los avances científicos, apuntó, al esfuerzo realizado por las instituciones públicas de salud, la educación en la prevención y a la higiene en general, la esperanza de vida en México se ha incrementado 30 años en el último medio siglo.
 
De hecho, en la actualidad supera los 72 años y en la población atendida por el IMSS, las expectativas son en promedio de 3.5 o 4 años más. “Esto habla mucho de la importancia de la atención continua a la salud y de las tareas de naturaleza preventiva”.
 
Molinar Horcasitas expresó que el envejecimiento saludable representa un seguimiento puntual del estado de los derechohabientes mayores a 60. El cuidado de la salud, es una responsabilidad compartida para generar una vida más larga y sana.
 
El envejecimiento activo, explicó, consiste en el desarrollo deportivo, cultural y adiestramiento en diversas habilidades y de esa manera no solamente cuidar la salud sino otros valores muy importantes, la independencia, la autonomía y la capacidad de seguir tomando decisiones y acciones.
 
El envejecimiento en casa, continuó, es un programa enfocado a que los adultos mayores, que por motivos de enfermedad no puedan disfrutar totalmente de su autonomía, vivan en un entorno familiar más pleno, rodeados de las personas a las que quieren.
 
En esos casos, añadió, el objetivo es llevar el Plan Gerontológico directamente a los hogares con atención médica especializada y personal de la Dirección de Prestaciones Sociales del IMSS.
 
El director general del Seguro Social señaló que a la transición demográfica se agregan cambios epidemiológicos, ya que se detectan, cada día, padecimientos crónico degenerativos como diabetes, hipertensión e insuficiencia renal, los cuales son prevenibles porque tienen su origen en la obesidad y falta de ejercicio.
 
“El reto no solamente es generar más años de vida, sino que ésta sea más saludable, autónoma e independiente. Por ello, vamos a continuar con los Programas de promoción, de fomento a la salud, de estudios que nos permitan medir y evaluar el verdadero impacto de las acciones y las políticas que estemos tomando”.
 
Por su parte, Magdalena Adriana González Furlong, directora general del Inapam, consideró que es necesario fortalecer los planes orientados a las necesidades de desarrollo de este sector de la población.
 
Con este fin, abundó, es necesario continuar en la formación de especialistas en gerontología así como de investigadores sobre el envejecimiento. “Acciones institucionales con rutas comunes fortalecerán las políticas públicas con servicios de mayor calidad y modelos a seguir”, concluyó.

Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

IMSS y UNICEF firman Memorándum por una Infancia Libre de Obesidad en México

LaSalud.mx.– El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y el Fondo de las Naciones Unidas …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *