Atole de cempasúchil y otras tres recetas para Día de Muertos

La conmemoración de Día de Muertos es una tradición mexicana muy importante en la que no sólo destacan las ofrendas, sino también la comida típica de la época que suele acompañarse de un delicioso atole. Es importante consumir alimentos que aporten vitaminas, minerales y nutrimentos necesarios para el correcto funcionamiento del sistema inmune.

Al preparar estos deliciosos platillos es importante aprovechar todos los alimentos de temporada y evitar el desperdicio, con ello en mente, te compartimos cuatro recetas con ingredientes variados y nutritivos para disfrutar en familia.

Atole de cempasúchil

Dificultad media | 30 minutos | Rinde para cuatro personas

Un elemento esencial para la decoración de las ofrendas tradicionales son las flores de cempasúchil, ya que, desde la época prehispánica, suelen ser utilizadas en los altares debido a que su color amarillo hace referencia al sol, sin embargo, generalmente se terminan desechando una vez que pasa la fecha.

¿Sabías que si utilizas flores de cempasúchil orgánicas puedes evitar su desperdicio y descubrir su utilidad culinaria? Es importante que sean orgánicas, ya que éstas no contienen químicos o pesticidas que puedan afectar nuestra salud.

Para prepararlo, desinfecta los pétalos con una solución especial para alimentos siguiendo las indicaciones acordes al empaque: Sumerge los pétalos en la cantidad indicada, deja reposar por unos minutos y escurre el agua, es importante no enjuagar nuevamente con agua de la llave. Licúa con una taza de agua, utiliza un colador para retirar los restos. Disuelve fécula de maíz en una taza de leche y calienta las tres tazas restantes junto con el piloncillo y la canela, una vez que hierva retira la canela. Vierte las flores licuadas junto con la fécula de maíz diluida; y cocina a fuego medio sin dejar de mover hasta que tome consistencia cremosa.

Te puede interesar…

Dulce de calabaza

Fácil | 80 minutos | Rinde para diez personas

Su elaboración es muy sencilla, sólo pon a hervir en una cacerola, la calabaza, el piloncillo, las especias y el agua por una hora o hasta que la calabaza esté bien cocida. Después, añade guayaba y fécula de maíz disuelta en un cuarto de taza de agua, una vez que estén todos los ingredientes, hiérvelos por cinco minutos o hasta que espese, luego estará listo para servir.

Galletas de calaverita

Fácil | 35 minutos | Rinde para seis personas

Estas galletas en forma de calaverita de azúcar son perfectas para consentir a lo más pequeños de la casa, ya que podrán colaborar durante la preparación y adornarlas de acuerdo con su gusto y estilo personal.

Para prepararlas sólo necesitas calentar piloncillo con agua, canela y anís hasta que tenga una consistencia parecida a la de miel, luego en otro recipiente mezclar harina, fécula de maíz regular y el polvo para hornear con mantequilla, añadir el huevo y la miel de piloncillo poco a poco hasta que se forme una masa que se pueda moldear con las manos. Después se podrán cortar y hornear las galletas, para finalmente decorar con un glaseado y formar los ojos, nariz y dientes de la calavera.

Pan de muerto sin gluten

Fácil | 55 minutos | Rinde para seis personas

Otro de los alimentos más representativos de esta temporada es el pan de muerto, el cual es adornado con tiras de masa que hacen referencia al cráneo y huesos del cuerpo humano, aludiendo al ciclo de la vida y la muerte.

Anímate a probar algo diferente este año con esta receta. Para elaborar, mezcla fécula de maíz, harina de coco, azúcar y goma xantana. Disuelve la levadura en el agua tibia junto con una cucharada de la mezcla de harina. Deja reposar en un lugar tibio por cinco minutos o hasta que espume. Bate la mezcla restante de harinas con levadura fermentada, huevos, margarina, anís y ralladura de naranja, añade poco a poco la leche tibia y amasa hasta lograr que tenga apariencia homogénea.

Tapa y deja fermentar por una hora en un lugar tibio hasta que duplique su tamaño. Trabaja la masa en una mesa espolvoreada con un poco de fécula de maíz y divide la mezcla en siete porciones. “Bolea” seis de las porciones de masa y coloca sobre una charola engrasada.

Precalienta el horno a 170 °C. Con la masa restante forma los “huesitos” del pan. Barniza los panes con el huevo batido y añade las decoraciones; espolvorea con el ajonjolí y hornea por 25 minutos o hasta que doren.

DZ

Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *