Sencillas recomendaciones pueden aliviar dolor causado por dorsolumbalgia

 

· Fortalecer el abdomen, dormir con una almohada bajo las rodillas y boca arriba, al igual que aprender a levantar objetos pesados son solo algunas recomendaciones

La dorsolumbalgia, es un síndrome musculoesquelético caracterizado por sentir dolor en la parte baja de la espalda, específicamente en el borde inferior de las últimas costillas y los glúteos, por lo general la molestia dificulta el desarrollo de las actividades cotidianas y resulta incapacitante, dependiendo de la intensidad.

 

Médicos especialistas adscritos a la Unidad Médica de Atención Ambulatoria (UMAA) No. 231 de la Delegación Estado de México Poniente del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), explican que la atención por este padecimiento es muy frecuente en el servicio de traumatología donde se brindan en promedio cincuenta consultas mensuales en sus dos turnos, por esta afección.

 

Los especialistas recomiendan a las personas con dorsolumbalgia que sigan unas sencillas recomendaciones que los ayudarán a lidiar con los dolores que provocan la mala postura, el cargar objetos muy pesados así como la obesidad y sobrepeso, por mencionar las principales causas.

 

Diferir o suspender los ejercicios de alto impacto como correr, saltar y trotar es la primer indicación que los especialistas sugieren, seguido de un control de peso en el cual hay que mantenerse en el promedio ideal de acuerdo a la edad y complexión, además en el caso de las mujeres, no usar zapato con tacón de más de tres centímetros de alto.

 

Hay que fortalecer el abdomen, haciendo ejercicios en su cama, colocar dos almohadas bajo los hombros y flexionar las rodillas, haciendo contracción de los músculos del abdomen por cinco segundos y descansar un par de segundos, repetir el ejercicio por cinco minutos.

 

Al cargar objetos pesados que se encuentren en el suelo,  hay que tratar de mantener recta la columna y flexionar las rodillas y caderas para levantar dicho objeto y evitar una lesión más grave. En cuanto se presente un episodio de dolor, los especialistas recomiendan colocar una bolsa con agua caliente en el sitio del dolor de 20 a 30 minutos durante la fase que dure la molestia, puede efectuarse hasta cuatro veces por día.

 

El IMSS recomienda a los derechohabientes que al primer indicio de dolor o molestias hay que asistir a su Unidad de Medicina Familiar para ser valorados y recibir un tratamiento que puede incluir rehabilitación así como también -si es necesario-, los fármacos que tendrá que tomar para disminuir el dolor y la incomodidad, y por otra parte tomar en cuenta las medidas de higiene postural, por ejemplo, la forma correcta de sentarse, concluyeron los especialistas.

Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

“Prevención de la mala nutrición en los primeros 1000 días de vida”

Por cada dólar invertido en la nutrición durante los primeros mil días de vida de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *