Llevar una dieta balanceada, la mejor manera de prevenir los estragos de la obesidad


Todos los conocemos. Están en todas partes: tiendas, calles, en el transporte público, en restaurantes de comida rápida y hasta en las escuelas. Su aporte nutrimental es mínimo; provocan obesidad, diabetes, hipertensión, problemas renales, entre otros padecimientos. Son los %u201Calimentos chatarra%u201D, amenaza, cuyas consecuencias se observan, día a día, en las clínicas y hospitales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).


En los últimos años, según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), México se ha convertido en el segundo país con mayor número de obesos, sólo detrás de los Estados Unidos de América.


Una de las principales causas por las que el país ocupa esta alarmante posición, es el consumo indiscriminado de alimentos ricos en grasas, calorías y sodio, que no contribuyen a la alimentación del individuo, también conocidos por los especialistas con el nombre de %u201Calimentos chatarra%u201D, explicó la licenciada en nutrición Elsa Pizano Romo, jefa de Nutrición en el Hospital General de Zona (HGZ) No. 26, del IMSS.


Frituras, hot dogs, pastelillos, hamburguesas, pizzas, pan dulce, tortas, tacos y bebidas azucaradas, son ejemplos de este tipo de comida, entre la que también se encuentran algunos productos que se pretenden %u201Csaludables%u201D, como barritas de cereales azucaradas, bebidas para deportistas, etcétera.


La facilidad con la que se consiguen estos productos, abundó la nutrióloga, ha provocado su rápida asimilación entre los hábitos alimenticios de los mexicanos y afectan también a la infancia, cuyo sector cuenta con alrededor de 35 por ciento de población obesa en el país, que acostumbra a consumir este tipo de comida desde muy pequeños, en casa y escuela por igual.


Ante este panorama, el Instituto Mexicano del Seguro Social ha implementado diversos programas en los últimos años, entre los que destaca PREVENIMSS, con el que se combaten de manera frontal y constante los malos hábitos alimenticios que llevan al sobrepeso y la obesidad.


Además, puntualizó Pizano Romo, los especialistas en nutrición del IMSS recomiendan a los padres de familia acostumbrar a sus hijos desde pequeños a llevar una buena alimentación, rica en frutas y verduras, con suficientes granos, leguminosas y cereales, carne y grasa en moderación, así como a tomar agua simple, en vez de bebidas azucaradas en las comidas.


Desterrar los %u201Calimentos chatarra%u201D de la dieta y observar las recomendaciones de los nutriólogos del Seguro Social, ayudará a niños y a adultos a llevar un estilo de vida más saludable y prevenir enfermedades crónicas.

Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

“Prevención de la mala nutrición en los primeros 1000 días de vida”

Por cada dólar invertido en la nutrición durante los primeros mil días de vida de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *